Con el objetivo de poner de relieve la importancia de la alimentación de las personas mayores y proponer una alternativa de ocio que favorece el envejecimiento activo, Sanitas Mayores ha puesto en marcha en sus 46 centros “Mayor Chef”.
En el marco de esta iniciativa Sanitas Mayores ha organizado dos concursos de cocina que aunan la tradición, el buen comer, la ilusión y los conocimientos de cocina, al mismo tiempo que se fomenta la actividad de las personas mayores. Estos concursos han reunido a los más de 5.000 residentes de Sanitas Mayores alrededor de estas actividades enfocadas dentro de un ambiente navideño y en las que las familias y los empleados están invitados también.

geriatricarea alimentación sanitas mayores
Mayor Chef es una iniciativa que busca concienciar sobre la importancia de la alimentación sana y fomentar el envejecimiento activo

 
Tal y como afirma David Curto, responsable de la Dirección Asistencial de Sanitas Mayores, “actividades de ocio como Master Chef cumplen un importante papel en un envejecimiento activo y feliz ya que, por un lado, mantienen a nuestros residentes activos y, por otro lado, suponen un importante ejercicio de reminiscencia al trabajar sobre recetas tradicionales, que han elaborado a lo largo de toda su vida”.
En noviembre se celebró en las residencias el concurso Mayor Chef Senior, dirigido a participantes mayores de 65 años residentes o que forman parte de la vida de los centros, y que ha girado en torno a las tapas. En diciembre los protagonistas han sido los más pequeños de la familia de Sanitas Mayores. Los participantes, de edades entre 7 y 14 años, compiten en un concurso de decoración de galletas navideñas. Una actividad de ocio compartida con las familias los empleados y los residentes en una época especial por la cercanía de las fiestas.
Además, con estos concursos se fomentan también valores como el trabajo en grupo y el compromiso entre los mayores a través de actividades que resaltan la importancia de una alimentación sana también durante las fiestas navideñas. Se utilizan recetas conocidas por las personas mayores, que tienen sabores y texturas que les gustan, por lo que es más fácil que se sientan a gusto participando en los concursos.
“Promover este tipo de actividades en las residencias hace que los mayores se sientan activos y participes y aumenta su confianza”, explica el doctor David Curto. Además, si se tiene en cuenta la cercanía de la Navidad, una fecha muy señalada por su carácter familiar, que las personas mayores puedan compartir estas actividades con sus seres queridos hace que se sientan partícipes con su entorno y que aumente su bienestar emocional.