geriatricarea enfermedades neurodegenerativas SARquavitae
Además del cuidado profesional, los expertos reunidos en esta jornada han destacado la importancia del trato humano y afectivo para mejorar la calidad de vida de las personas con enfermedades neurodegenerativas

Auque la gran mayoría requiere de cuidados profesionales para mejorar su calidad de vida y la de sus propias familias, son muy pocas las personas con enfermedades neurodegenerativas ingresadas en centros residenciales.
Esta es una de las principales conclusiones de un estudio que el doctor Miquel Aguilar, Jefe del Servicio de Neurología del Hospital Universitari Mutua de Terrassa, acaba de concluir con 261 personas con enfermedades neurodegenerativas que personalmente ha atendido a lo largo de los tres últimos meses, y cuyos resultados se han dado a conocer en una jornada sobre nuevos enfoques y planteamientos en torno a la intervención en trastornos de conducta organizada por SARquavitae en Palma de Mallorca.
En su conferencia magistral, el doctor Aguilar expuso los resultados de este estudio, del que se desprende que sólo un 6% de personas con enfermedades neurodegenerativas estaba ingresado en un centro residencial. Además, el 65% de estas personas padecen una enfermedad vascular como la cardiopatía, ictus, hipertensión, etc. que aumentan el riesgo de padecer situaciones de crisis, por lo que todo parece indicar que estas enfermedades aumentan el riesgo de padecer una enfermedad neurodegenerativa.
Los profesionales reunidos en este foro abordaron esta problemática, cada uno desde su área de especialización y su experiencia profesional, para destacar, además de la necesidad de cuidados profesionales, la importancia del trato humano y afectivo que se les debe proporcionar a estas personas para mejorar su situación.
Más noticias de SARquavitae aquí.